viernes, 5 de febrero de 2021

EL CAMBIO CLIMÁTICO ES UN CRIMEN CONTRA LA HUMANIDAD


Los tribunales franceses acaban de sentenciar contra el Estado por  su inacción contra la crisis climática. En dos meses se verá si se imponen medidas concretas contra esa inacción. Es una buena noticia. Una señal más de la concienciación sobre la emergencia climática. No es el primer caso. En Holanda ya hubo otra sentencia similar que acusaba a los gobernantes de vulnerar los derechos fundamentales de las personas. 

Cuando entre en la cárcel con una larga condena algún presidente del gobierno por cargarse el planeta se acabaran las bromas, las mentiras y el decir una cosa y hacer otra. Ya está bien de cumbres, asambleas, conferencias y discursos donde se dice “el cambio climático es el mayor reto de nuestra civilización” pero luego se actúa justo en sentido contrario.

Un gobernante que no actúe contra la pérdida de biodiversidad, que no se preocupe por el deterioro de nuestros bosques y nuestras zonas húmedas, que fomente la contaminación del aire que respiramos y de los suelos  que cultivamos y de los que comemos, que no evite el envenenamiento de nuestros acuíferos o la plastificación de nuestros mares está atentando contra todos y cada uno de nosotros, nos está matando, está asesinando a nuestros hijos. A muchos, a miles y miles de ciudadanos. Quien ponga intereses económicos por delante de la salud de las persona y del planeta es tan malo como un criminal de guerra.

Vamos al colapso y todavía hay quien quienes lo ponen en duda; gente peligrosa pero que se pone en ridículo por si misma. Vamos al colapso y todavía hay acciones individuales que parecen no tenerlo en cuenta; por eso se sanciona a los ciudadanos incívicos, muchos de ellos forman parte del gran poder económico. Vamos al colapso y nuestros dirigentes todavía se pliegan a los intereses económicos y legislan para acelerar la debacle; ellos cometen un crimen de lesa humanidad. Deberían pagar por ello.
















No hay comentarios: