miércoles, 28 de junio de 2017

ACABA LA "GUERRA METROPOLITANA DEL AGUA" ENTRE AYUNTAMIENTOS Y GENERALITAT


La defensa del Medio Ambiente tiene muchos agentes implicados, hay muchísimas instancias de grupos, personas o instituciones que tienen iniciativas ligadas a proyectos de sostenibilidad, de recuperación o cuidado ambiental. La mayoría de veces lo que se echa en falta es una cierta coordinación en las acciones y puntos de encuentro donde esos diferentes agentes puedan interactuar entre ellos, relacionarse y sumar esfuerzos. 
 
Una iniciativa en este sentido que planteo se presentó ayer en la sede de nuestra Conselleria. Su nombre: "Aliados por la Biodiversidad". Se trata de una Plataforma que han puesto en marcha diferentes entidades que trabajan en temas de Medio Ambiente que pretende ser ni más ni menos que eso que comentaba antes, un punto de encuentro donde empresas, grupos ambientalistas de todo tipo, instituciones académicas o administraciones puedan poner en común intereses y proyectos para acabar realizándolos de manera conjunta. 

 
La Plataforma es tan solo el nexo entre las partes. "Aliados por la Biodiversidad" tendrá un grupo de expertos, de las propias entidades participantes, que se irá renovando cada año, y que revisará los proyectos presentados y les dará luz verde si presentan objetivos tangibles de mejora de la biodiversidad, sea flora o fauna. 
 
Ayer participé en la presentación de esta Plataforma, de la que ya hablé con sus impulsores en una reunión hace un par de meses, y comprometí la ayuda y la participación de la Generalitat allí donde fueran necesarias. Expliqué que nos parece una magnífica iniciativa; que esperamos que funcione de manera libre e independiente. No tenemos ningún interés en tutelar su actividad. Sus éxitos serán también los nuestros porque de lo que se trata es de sumar. Sumar iniciativas ciudadanas a las de las administraciones. Si las cosas funcionan, el beneficio no consistirá en preguntar quién es el responsable. 
 
A continuación, hice una entrevista larga en la Cadena Ser de Alicante, en su programa matinal, donde repasé toda una serie de temas relacionados con las comarcas del sur. Desde la reversión de la cesión hecha por el PP en 2015 de la balsa del Toscar hasta la situación de elevado riesgo de incendios forestales durante los próximos días, pasando por la recurrente falta de agua y las molestias que genera la manipulación de graneles en el Puerto de Alicante entre los vecinos de la zona y que, casi seis meses después de la ampliación del permiso que le dimos al Puerto, siguen sin resolverse. 
 
Ya casi al mediodía, y en el despacho de la consellera Elena Cebrián, participé en la firma de un protocolo entre el Consell y la Entidad Metropolitana de Servicios Hidráulicos (EMSHI), para regularizar las relaciones entre ambas administraciones en temas de saneamiento de aguas. Hasta ahora, EMSHI y Generalitat, a pesar de estar ambas instituciones en manos del PP, se relacionaban a través de denuncias en los tribunales. Hasta siete contenciosos están todavía abiertos pero, en próximas fechas, irán retirándose gracias a este acuerdo. 
 
EMSHI y Conselleria comienzan ahora una nueva fase de colaboración que afectará a la gestión de la gran depuradora de Pinedo y facilitará la solución de los diferentes problemas que su funcionamiento arrastra desde hace años.

 
El protocolo de ayer lo firmamos la consellera Cebrián en nombre de la Generalitat; el concejal del Ayuntamiento de València, Vicent Sarrià, como presidente de la EMSHI, y yo como vicepresidente de la Entidad Pública de Saneamiento y Aguas Residuales (EPSAR).
 
Después, todavía antes de comer, me reuní, junto con la subdirectora de Evaluación Ambiental, Salomé Arnal, con el alcalde de La Pobla de Vallbona, Josep Vicent García; el concejal de Urbanismo, Juan Aguilar; el de Urbanizaciones, Francisco Navarrete, y su equipo de arquitectos. El tema, la intención que tienen de hacer un nuevo Plan General de Ordenación Urbana de la población. El actual proviene de la época de la "burbuja» urbanística que, en La Pobla, dejó heridas, abusos, excesos y muchos terrenos que debían ser grandes «pelotazos» y se quedaron en sonados fracasos. 


La pretensión del Ayuntamiento es desclasificar suelo urbanizable, tienen más de 7 millones de metros cuadrados, que saben que nunca van a ser construidos. Los propietarios también lo saben. La Pobla tiene mucho suelo residencial y la voluntad del Ayuntamiento es incorporar en algunas zonas del término municipal otros usos.
Por la tarde, y en el despacho de la consellera Elena Cebrián, hicimos la reunión de coordinación de nuestra Secretaría Autonómica. El gabinete de la consellera, el subsecretario, mis direcciones generales y mi asesor de Asuntos Generales. 

Hicimos un repaso dirección por dirección a los temas en marcha y otros que tenemos que impulsar en las próximas semanas y meses. También revisamos la agenda de actividad parlamentaria y pusimos fecha a diferentes reuniones que tenemos pendientes. Dos preocupaciones quiero destacar respecto a lo que comentamos y reflexionamos ayer: la persistencia en los problemas de personal que, en algunas áreas, hace que estemos perdiendo importantes inversiones económicas por no poder realizar algunas tramitaciones en el tiempo estipulado y el grave riesgo de incendios forestales al que nos enfrentamos en los próximos días. Poniente y altas temperaturas son una combinación terrible. Aprovecho este espacio para reiterar que tenemos que ser muy cuidadosos si nos acercamos al monte. Evitemos en lo possible cualquier práctica que pueda provocar un incendio y colaboremos entre todos en la detección de algunos focos. Un aviso a tiempo puede evitar una catástrofe. 

 

No hay comentarios: