sábado, 4 de febrero de 2017

EN MARCHA LA REVISIÓN DEL PLAN INTEGRAL DE RESIDUOS

Ayer empecé el día con una reunión de todos los directores generales de la Secretaría Autonómica de Medio Ambiente en la que tratamos los diferentes temas de la semana. Son reuniones largas que siempre terminan en discusiones vivas que ayudan a poner en común puntos de vista, lo que resulta muy útil a la hora de tomar decisiones. 


En temas de Agua abordamos las diferentes inversiones previstas ligadas a canalizaciones de aguas residuales que generan problemas en distintas zonas y que necesitan de un plan, coordinado con EPSAR, para ir buscando soluciones. El director general de Agua, Manuel Aldeguer, presentó también la propuesta para hacer una reunión con los diferentes actores relacionados con el trasvase Júcar-Vinalopó de cara a la reversión de la cesión del dominio de la Balsa del Toscar hecha por el gobierno del PP semanas antes de las elecciones de 2015. 

En lo relacionado con la gestión de los residuos pasamos revista al inicio de la modificación del Plan Integral de Residuos que, en breve, pasaremos ya a consulta pública y los avances en relación a las dos plantas de transferencia que se harán en la Vega Baja y que serán las primeras instalaciones de este tipo en la comarca después de años y años de abandono cuando no de ilegalidades manifiestas y encadenadas. 

En Prevención de Incendios Forestales tenemos en marcha diferentes planes de educación ambiental que necesitan de organización y calendario y hemos dedicado un tiempo a la regularización que estamos elaborando sobre el uso recreativo del fuego. Hasta ahora este uso, por ejemplo, el lanzamiento de castillos de fuegos artificiales, estaba en un agujero negro jurídico y esto llevaba a que los límites de las actividades no estuvieran claros, y a que la administración no tuviera fácil su control. 

En temas de Medio Natural tenemos ya prácticamente cerrada la incorporación de los últimos directores de los Parques Naturales. Nos quedan cinco por nombrar y el departamento de Función Pública ya tiene ordenado el listado de los aspirantes escogidos. Otra de las cosas que hicimos fue repasar las diferentes leyes que tenemos en marcha en este departamento. La primera que saldrá será la Ley de Pesca Continental que tiene singular importancia para algunos lugares como la Albufera. 

A última hora de la mañana, me reuní con la secretaria autonómica de Economía, Blanca Marín, para estudiar un proyecto presentado por una empresa azulejera de Onda que plantea hacer una planta de valorización de residuos en esa localidad. Se trata de una iniciativa para obtener energía para las propias plantas de la empresa incinerando basura en lugar de usar gas natural. Seguiremos dándole vueltas a la propuesta ya que el modelo de construcción de incineradoras va contra la estrategia que defendemos y estamos poniendo en marcha en gestión de residuos. La incineración es un modelo desincentivador de una gestión de residuos basada en la jerarquía que consagran las normativas europeas. De hecho, la propia Unión Europa mantiene que la incineración es un modelo desaconsejable. Una cosa es lo que se hacía hace 30 ó 40 años, pero ahora las mismas estrategias de economía circular apuntan en otras direcciones. Digo que seguiremos dándole vueltas a la propuesta, porque buscar alternativas que podrían reconducir el proyecto, si así se quiere, hacia la vía de una planta de gasificación, una dirección que podría ser bastante más interesante.

Antes de comer dediqué un buen rato a la firma de documentos, y mantuve una nueva reunión con los directores generales de Medio Natural y Prevención de Incendios Forestales de cara a ordenar las peticiones que nos tocará hacer al Fondo de Contingencia de la Generalitat y a otros fondos extraordinarios para compensar las pérdidas por el temporal del mes pasado.
La setmana vinent la començaré a Brusel.les, en un seminari sobre sostenibilitat. Dimecres passem comptes.

2 comentarios:

Mireia Perez Llopis dijo...

Senyor Julià, des de Sagunt se'ns posen els pèls de punta amb notícies com la d'eixa possible planta d'Onda. Ja seria el súmmum! El que allí sobra és contaminació abiental. Ací a Sagunt ja sap que la població respirem els fums que cada nit aboca Lafarge i també la pols que s'escapa pel seu fumeral de tant en tant. És molt depriment saber que tenim l'espassa de Dàmocles al damunt cada dia. És molt esgotador moralment i psicològica. Per favor, ho tenen en les seues mans. Ajude'ns als milers de famílies i il·legalitze per fi aquesta nefasta activitat. treballe per les persones i no per les multinacionals. Li ho diu una votant de Compromís.

Higini dijo...

Jo no se quina petorrera t'ha agafat en la gasificació. Ací al País Valencià ja va fracassar Poligas a Ribesalbes. És graciós que no t'agrada la incineració però defens un altre procés de combustió per aprofitar l'energia dels residus, front a la recuperació material que predica l'economia circular. Que jo sapiga els nostres civilitzats veins del nord d'Europa aposten per la incineració (Noruega, Suecia...). No conec cap ciutat gran que estiga tractant els seus residus per gasificació, però ací ens agraden els experiments en gaseosa, a costa dels diners del contribuent. Si saberes el mal que li fas a la gestió de residus demonitzant la incineració mentres amb criteris eufemístics defens tècniques molt semblants però de pitjor rendiment energètic i pitjor comportament front a l'heterogeneitat del fem que generem.