jueves, 13 de octubre de 2016

EL JÚCAR-VINALOPÓ ES DOMINIO PÚBLICO Y TOCA REVERTIR LAS CESIONES IRREGULARES DEL PP

Hay días que vienen marcados con una etiqueta y parece que sean temáticos. El martes pasado, antes del miércoles festivo, fue un día de agua.

Al mediodía, junto al director general del Agua, Manuel Aldeguer, me reuní con la presidenta de la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ), M.ª Ángeles Ureña.
Con la presidenta de la Confederación Hidrográfica del Júcar, Mª Ángeles Ureña

Revisamos un conjunto de temas que llevamos a medias, sobre todo en relación a obras en determinados pueblos que implican una necesaria colaboración interinstitucional. Se trata de trabajos para mejorar el abastecimiento a poblaciones y, por tanto, es necesaria la intervención de la Confederación para garantizar las dotaciones de agua. Llevábamos un buen número de iniciativas, desde el norte más al norte de Traiguera, Canet Lo Roig y La Jana, hasta Castellón o las Marinas.

El futuro del trasvase Júcar-Vinalopó también fue un tema de conversación y reclamamos que se nos tenga en cuenta para cualquier decisión que haga referencia a la explotación de esta infraestructura, porque sabemos de acuerdos adoptados con los regantes que se están diseñando sin contar con nosotros. El espíritu de colaboración es muy positivo, éso quedó claro y, por tanto, seguro que en el futuro toda será más sencillo y mejor.

Del mantenimiento de barrancos hablamos también, así como del Parque Natural del Turia. Ureña nos explicó que están trabajando al máximo y que no se puede culpar a la CHJ de todos los males. De nuevo, trabajo conjunto, y por eso los técnicos de ambas administraciones deben reunirse con mayor frecuencia.

Antes decía que la mañana había sido de agua porque antes de la reunión en Confederación Hidrográfica del Júcar me había reunido con el director general, Manuel Aldeguer, para diseñar la manera de recuperar la balsa del Toscar que, un mes antes de perder las elecciones, el Partido Popular había entregado (a pesar de ser dominio público) a la Junta Central de Usuarios. Disponemos ya de los informes jurídicos pertinentes y vamos a devolver a la titularidad, de donde nunca deberían haber salido, las instalaciones del post-trasvase. El trasvase del Júcar al Vinalopó, con algunas obras todavía muy retrasadas, es pieza clave para la planificación hidrológica ya que nace precisamente, y por eso se financió con fondos públicos, para recuperar los acuíferos sobre-explotados sin sacrificar las explotaciones agrarias.

Y si antes de ir a la Confederación tratamos temas de agua, al regresar, también. Me reuní con los técnicos de la dirección general y con la abogada de la Generalitat de nuestra Conselleria, Cristina Martínez, para revisar el estado de los diferentes contenciosos que tenemos con el EMSHI (Entidad Metropolitana de Servicios Hidráulicos) y que arrastramos desde hace años. Parece mentira que dos instituciones como Ayuntamiento de Valencia (que es quien dirige el EMSHI) y la Generalitat, tantos años en manos del mismo partido, tuvieran tantas causas judiciales abiertas para aclarar quien debía de hacerse cargo y pagar las diferentes fases de la gestión metropolitana del agua. Ahora estamos en la fase de retirar los contenciosos, gracias a que en vez de ir a los tribunales hablamos y negociamos.

Ya por la tarde, tuve una reunión con el secretario de Organización de VerdsEquo, Josep Ruiz, de cara a organizar nuestra participación en el Congreso federal del partido y, después, un encuentro con altos cargos del Consell escogidos por Compromís para poner en común diferentes aspectos de nuestro trabajo y buscar fórmulas para mejorarlo. “Brainstorming” se dice en inglés.

No hay comentarios: