jueves, 16 de septiembre de 2010

Los irresponsables del PP

En un viejo chiste un policía detenía a un conductor que circulaba en dirección prohibida y le preguntaba:
-“¿No ha visto usted la flecha.
Y el otro contestaba:
- “¿Flecha? Pero si no he visto ni a los indios, cómo voy a ver la flecha”.
Cuando observo a los políticos del Partido Popular como desarrollan su actividad, como ejercen sus tareas y como huyen de cualquier responsabilidad política que se les pueda pedir por sus acciones, por sus abusos, por sus corrupciones, cuando los veo en acción, me viene a la memoria ese chiste.
¿Cómo va a asumir alguien responsabilidades políticas si en lo personal tienen todos asumido que no son dueños de sus acciones y se saben irresponsables en tanto que su actuación es siempre al dictado? ¿Cómo van a tener en cuenta el juicio de los ajenos si ellos mismos no se juzgan? ¿Cómo van a respetar a los demás si no se respetan a si mismos? ¿Cómo van a ver la flecha si no ven a los indios?
Francisco Camps, Carlos Fabra, José Joaquín Ripoll y todos los demás imputados que tiene el PP en Valencia no dimiten, entre otras cosas, porque sus cargos son, a la vez, su blindaje pero ya se habrían ido si sus correligionarios sintieran un mínimo bochorno por tanto abuso, tanta trampa, tanta mafia y tanta mierda como ha trascendido. Pero no. La catadura personal de los políticos del PP queda en evidencia cuando hace dos días, en Valencia, con la que les está cayendo, se tragan sin pestañear que su portavoz parlamentario les pase por sorpresa la película “Invictus”. Si en un colectivo de casi cien diputados no hay ni uno que se levante y pregunte qué está pasando y a qué viene tal broma, cómo se puede esperar de ellos que se planten ante un superior por más que haya quedado en evidencia ya sea en el “caso Fabra”, “Gürtel”, “Brugal” o cualquier otro.







En la Generalitat valenciana es norma habitual que cuando Camps tiene una sesión parlamentaria que se espera complicada se toque a rebato y una treintena de altos cargos corran a ocupar las bancadas de público de Les Corts para que ningún extraño pueda sentarse en ellas y, se supone, distraer al President. Nadie, ningún Director General, ningún viceconsejero tiene suficiente valor u orgullo para negarse y explicar que su tarea es de alta responsabilidad, que tiene mucho trabajo, que no está para perder el tiempo y que la ciudadanía no le paga para ser palmero de nadie.
La responsabilidad política es un atributo que debe acompañar a cualquier ciudadano en democracia. En su sentido más amplio, la responsabilidad política de cada cual es el compromiso y la implicación con lo público que cualquier persona debe ejercer en un régimen democrático para que este funcione. Responsabilidad política es interesarse por lo que pasa a nuestro alrededor, responsabilidad política es no defraudar a hacienda, ni tirar papeles al suelo, responsabilidad política es exigir que nuestros derechos se respeten. Esos ciudadanos conscientes son los que después piden explicaciones y son razonadamente críticos con los políticos. Igual que solamente los políticos que se saben servidores públicos y valen más allá del “dedazo” que los nombra serán capaces de pedir responsabilidades en el seno de su propio partido. Por lo visto, políticos de este tipo, en el PP no los hay. Por eso Rajoy, Cospedal o Sáenz de Santamaría esperan “indicios más claros” para tomar una decisión sobre los muchos casos de corrupción que hay en sus filas… Cómo si las pruebas que tienen los jueces en sus manos no fueran evidencia suficiente.

1 comentario:

Anónimo dijo...

ForexMacro - http://forexmacro.blogetery.com

* Compra y venta LIBERTY RESERVE
* AFECTADOS ForexMacro
* Autosurf
* Forex Macro
* HYIPs Actuales
* HYIPs cerradas y SCAM
* Inversio'n en general
* Noticias forex
* PTC y PTR

El mejor sitio en la inversio'n! Todo sobre hipotecas y pre'stamos en los bancos de Espana
ForexMacro - http://forexmacro.blogetery.com
Banco de Espana - http://caja.blogetery.com