viernes, 23 de noviembre de 2007

Mapa electoral valenciano 2

Veamos las variaciones electorales en el País valenciano entre dos convocatorias clave para entender un poco más como se presentan las generales de marzo del 2008. Me refiero a las variaciones que se observan entre las autonómicas de 2003 y las generales del año siguiente, de 2004. Empezando por la participación sucede como casi siempre: se vota mucho más en las generales que en las autonómicas. Entre unos comicios y otros la participación creció más de seis puntos (del 71'5 al 77'7 por ciento). En número de votantes esto significó, considerando que el censó aumentó en 17.000 personas, pasar de 2.394.000 sufragios a 2.617.000. La pregunta es: ¿cómo se repartieron esos 223.000 votos de más? Pues bien , el PP subió 96.000 de una elección a otra. Razonablemente, en ese incrementó están los 72.000 de Unión Valenciana que, comandada por José María Chiquillo, decidió no presentarse. El resto tuvo que venir del aumento de participación. Por su parte, el PSOE incrementó su respaldo en 250.000 votos. Esquerra Unida y el Bloc restaron, 19.000, los primeros; 74.000, los segundos. 93.000 votos que en su inmensa mayoría fueron al PSOE que se benefició del aumento de votantes para redondear su crecimiento. Lo dicho supone que de los 223.000 votos de más, el PP arañó 24.000 y el PSOE, unos 150.000. Quedan 49.000 que es lo que subió el respaldo al apartado "otros", es decir a las formaciones minoritarias. Parece, pues, que los socialistas no crecen a costa de la derecha, sino por la izquierda: del retroceso de Esquerra Unida, de la caída del Bloc y de un aumento de participación muy condicionado por todo lo sucedido entre el 11 y el 14 de marzo de aquel 2004. La misma conclusión que se obtenía si los resultados que se comparaban, como hice unos días atrás, eran los de las dos últimas generales.
Creo que es un mapa que enlaza bien con las teorías de Lakoff sobre valores, identidad y busqueda del propio lenguaje. Pero eso queda para otro momento.

No hay comentarios: