miércoles, 24 de octubre de 2007

El discreto cambio de imagen de "EL PAÍS"

"EL PAIS" se ha renovado. Lo hizo el pasado domingo día 21 de ocubre. Lavado de cara, colocación de tilde en el nombre y cambio en el apellido. Todo hecho al estilo PRISA, un modo de actuar que consiste en presentar un canto rodado cualquiera como la piedra angular del mundo. Trabajan muy bien.
He tomado el ejemplar de ayer martes (post-cambio) y el del martes de la semana pasada (pre-cambio). Los he comparado. Tilde y apellido al margen, las modificaciones pasan sobre todo por una modernización de la imagen, acarreando, eso si, una apreciable reducción en la extensión de las informaciones.Un poco más de presencia para lo visual y un poco menos para las letras. Pero no mucho, ciertamente, si lo comparamos con "La Vanguardia" que también acaba de renovar su formato.
De martes a martes, por ejemplo, la noticia que abre internacional pierde dos mil caracteres. Pasa de los 8554 que ocupaba el día 16 a los 6456 de ayer día 23. También se reduce la extensión del títular de la información, de 44 caracteres se queda en 35. En cambio, la foto que ilustra la información crece, de 280 cm2 a 310.
En la sección de economía sucede lo mismo. La noticia más destacada ocupaba 8084 caracteres con el viejo formato y sólo 5723 con el nuevo.
Las páginas de opinión también experimentan un evidente recorte. Se mantienen editorial, doble, y tres artículos en profundidad pero todo un poco más corto. Los editoriales antes del cambio abarcaban 8300 caracteres, ayer eran 5723. En cuanto a los tres artículos pasan de 22835 a 20065.
El martes día 16, el ejemplar de "EL PAÍS" presentaba 71 fotografías, ayer, 85.
En contra de la tendencia observada, la noticia que abre la sección de nacional ocupaba 7392 caracteres con el antiguo periódico y 7803 con el actual.
Precisamente, en esta sección de nacional es donde se aprecia con mayor claridad otra de las características definitorias de la renovación del diario de PRISA, como ya he apuntado el título de las informaciones se reduce mucho. En concreto, a la vista de los dos ejemplares analizados nos encontramos este titular para abrir nacional hace una semana, "Zapatero rechaza de plano la consulta y exige a Ibarretxe que logre el consenso entre los vascos", y éste ayer, "El PSOE revoluciona la judicatura". De 95 a 33 caracteres.
En fin, que "EL PAÍS" sigue siendo "EL PAÍS". Es, incluso, más bonito. Pero no mejor.

No hay comentarios: