lunes, 12 de febrero de 2018

DE COBARDÍAS, DE PRESENTE Y DE FUTURO.




Ayer, una semana después de mi destitución como Secretario Autonómico de Medio Ambiente de la Generalitat Valenciana, viendo “Los papeles del Pentágono, la última película de Spielberg, me llamó la atención una frase que, ligada a las dudas que la editora del “Washington Post” tenía sobre si hacer públicos los documentos secretos de la Defensa de los Estados Unidos, venía a decir: “si lo publicamos, podemos estar muertos en seis meses… si no lo publicamos, estaremos muertos mañana mismo”. Y pensé que sí, que exactamente, que las cobardías que pretenden salvar el presente siempre terminan condenando el futuro.


viernes, 2 de febrero de 2018

APOSTAMOS POR REFORZAR EL USO DE LAS AGUAS DEPURADAS

Después de una jornada, la de anteayer, en la que, y creo que fue la primera vez en todo lo que llevamos de legislatura, no tuve ni actos, ni reuniones, ni visitas ni nada similar, empecé la jornada con un par de encuentros con los directores generales: con la directora general de Prevención de Incendios, Delia Álvarez, sobre la coordinación y organización de las actividades de las brigadas locales de Prevención, y, más tarde, con el de Calidad Ambiental, Joan Piquer, para tratar cuestiones ordinarias de los consorcios de residuos y los controles de calidad del aire. Antes de que finalice este mes tenemos convocada la reunión de la Mesa de Calidad del Aire de Castellón, una zona especialmente sensible, con colectivos fuertemente movilizados por esta cuestión que llevan mucho tiempo, demasiado, reclamando la celebración de esa reunión. 

 
Como todos los jueves, fue, también en el Palau de Castellfort, a la reunión del «Consellet» previa al Pleno del Consell de los viernes. Ayer, de nuestra Conselleria, llevábamos una serie de contrataciones relativas a los servicios de nuestras depuradoras. Se trata de instalaciones propiedad de la Generalitat que, a través de la Entidad Pública de Saneamiento de Aguas Residuales (EPSAR), se contratan con empresas que ganan los concursos de gestión por un período de 4 años, ampliables, año a año, a 4 más, hasta 8. 

 
Ya por la tarde, tuvimos precisamente Consejo de Administración de la EPSAR. No fue una reunión demasiado larga, ni con puntos conflictivos. Acordamos, como ya se había hablado con la Diputación de Valencia, estudiar el marco de futuro de las depuradoras que ahora gestiona EGEVASA (empresa mixta de la Diputación y Aguas de Valencia), una vez termine el próximo año el convenio actual; abordamos diferentes cuestiones de organización de personal y revisamos el Informe de Intervención General sobre el funcionamiento de la entidad que es abiertamente favorable. En esta reunión del Consejo de EPSAR también informamos del acuerdo con la Comunidad General «Riegos de Levante-Margen Izquierda» para el suministro de 2,7 hectómetros cúbicos de agua procedente de la depuradora de Rincón de León en Alicante. Se trata de un acuerdo provisional que deberá transformarse en breve en un convenio de futuro. La situación de grave sequía que padece especialmente en el sur de Alicante es muy dura y esta comunidad de regantes, que abarca desde la Huerta de Alicante hasta la Vega de Orihuela, podía ser usuaria de esta agua reutilizada y, a corto plazo, salvar buena parte de su producción agrícola de cara al futuro. 



La necesidad de apostar de forma decidida por el agua tratada en las depuradoras como aportes decisivos y estratégicos para el regadío agrario la hemos expresado aquí en muchas ocasiones. Tenemos un volumen demasiado grande de agua que se pierde por no tener el tratamiento suficiente o, sobre todo, por no disponer de las instalaciones necesarias para su aprovechamiento. Hay que incorporar este agua al circuito de uso. Tocará revisar derechos y usos del agua, repartirlos convenientemente porque con más agua saldremos todos ganando.

miércoles, 31 de enero de 2018

EL CONSORCIO DE RESIDUOS DE XIXONA (A2) ESTÁ HACIENDO EN 3 AÑOS LAS INVERSIONES QUE NO HABÍA HECHO EN 15

Ayer me pasé buena parte del día, al menos hasta primera hora de la tarde, en Alicante.

Asistí, en la sede de la Diputación alicantina, a la reunión que celebraba el Consorcio de Residuos Alicante-2 (A2), en el que participan representantes municipales de las comarcas de l'Alacantí, l’Alcoià, el Comtat y la Foia de Castalla.

Primero tuvo lugar la Junta de Gobierno y, después, el Pleno del Consorcio. Fui con el director general de Calidad Ambiental y Cambio Climático, Joan Piquer. La presidenta de este Consorcio es Isabel López, alcaldesa de Xixona, donde se encuentra ubicada la planta de tratamiento de la zona. 

Planta de tratamiento de Piedra Negra en Xixona. Foto: Manuel Lorenzo (El Mundo)

La sesión fue de trámite. Temas de tipo administrativo y cuestiones ordinarias. Se aprobó todo por unanimidad.

Mi presencia tanto en la Junta como en el Pleno no tenía otra razón de ser que mostrar públicamente, como Secretario Autonómico responsable del área de residuos, mi apoyo y respaldo a todos los miembros del Consorcio por el trabajo que están haciendo. 


En la prensa se publicó hace unos días que el vertedero de Xixona recibía muchos residuos, sobre todo voluminosos y restos industriales, a los que no se les da el tratamiento adecuado. Y es cierto. En el de Xixona, como en muchos otros vertederos de nuestra Comunitat, se reciben más residuos de los que tocaría y en peores condiciones.

El equipo de la Conselleria lleva dos años trabajando duramente por revertir esta situación. No es sencillo. Desde el primer día explicamos que, durante años y años, la falta de infraestructuras e instalaciones, la ausencia de planes en vigor, la pésima estrategia en la gestión de la recogida y la nula "paz social" en la mayoría de los Consorcios de nuestra Comunitat, especialmente en la provincia de Alicante, han dejado un panorama desolador. Además, comportamientos irregulares (por no decir mafiosos) que los tribunales están investigando han bloqueado muchas soluciones o las han complicado todavía más.

Lo hemos dicho repetidamente. Nuestras plantas no cumplen los propios límites que marcan nuestras normativas y nuestras políticas van encaminadas a alcanzar esos límites y mejorar sustancialmente los resultados. Por eso estamos potenciando la separación en origen, el quinto contenedor, la recogida puerta a puerta; por eso estamos invirtiendo en ecoparques fijos y móviles en los que nunca se había invertido como hasta ahora; por eso planificamos nuevas instalaciones y las negociamos con las comarcas afectadas; por eso implementamos las inversiones de mejoras en las plantas de tratamiento que deberían haberse hecho hace 8, 10 ó 15 años.

En el caso concreto del Consorcio A2, el de Xixona, desde 2006 tienen pendiente la puesta en marcha de su proyecto de gestión y, sin él, las inversiones que necesita la planta no pueden realizarse.

Ahora, gracias a una solución transitoria que acaba de aprobar el Consell de la Generalitat, se podrá hacer una primera inversión de tres millones y medio de euros. Y a mediados de este año la planta dispondrá ya de importantes mejoras tanto en lo relacionado con la valorización de residuos voluminosos como en su triturado de manera adecuada. Además, el proyecto de gestión definitivo, el nuevo, está a punto de acabarse y, una vez aprobado, las inversiones previstas rondarán los 20 millones de euros, lo que implicará mejoras sustanciales, importantes beneficios medioambientales y procesos de tratamiento con un aumento exponencial del rendimiento de la planta de Xixona.

En definitiva, por todo ello, para reconocer desde el Gobierno del Botánico el esfuerzo que están realizando todos los miembros del Consorcio, estuve ayer en Alicante. Y todo esto que explico aquí por escrito, también lo expliqué ayer ante los periodistas alicantinos, en la puerta de la Diputación, que me preguntaron al respecto. 


Ya de vuelta, y una vez en el despacho, aproveché para avanzar faena acumulada, para hacer algunas llamadas telefónicas que me habían quedado pendientes durante el viaje en coche (porque la comunicación constantemente) y, en general, para revisar a fondo papeles y escribir algunas notas de cuestiones que no quiero que se me olviden.

martes, 30 de enero de 2018

SIERRA ESCALONA SERÁ PAISAJE PROTEGIDO MUCHO ANTES DE QUE ACABE ESTA LEGISLATURA

 
Ayer sí. La entrevista que me "hurtó" el pasado viernes el ex presidente de la Generalitat, Francisco Camps, en CVRadio la realicé ayer a primera hora de la mañana. Una entrevista en la que repasamos los principales temas que afectan a nuestra Secretaría Autonómica y en la que el entrevistador, José Forés, comenzó pidiéndome que le pusiera nota a la política medioambiental del Govern del Botànic. Me dio pie a explicar que, más allá de la nota, que no me corresponde a mi ponerla, de lo que sí estoy seguro es de que, por primera vez en muchos años, el Consell de la Generalitat tiene una verdadera política ambiental. En tiempos del PP el departamento de Medio Ambiente era una especie de coartada para tapar, para ocultar los abusos medioambientales que se perpetraban una y otra vez. Ahora no, ahora no se trata de «incrustar» las políticas medioambientales en la estrategia global del Consell sino, justo al revés, garantizar que todas las políticas de la administración autonómica se hacen en el marco del respeto y la protección al Medio Ambiente. No es sencillo. Las políticas medioambientales son un vector de cambio, son la base de la transformación del modelo productivo, económico y social hacia el que vamos de manera obligada. En el fondo, las políticas medioambientales son la transición hacia un nuevo modelo de vida y los poderes establecidos (también la propia cultura, los usos y costumbres) siempre oponen resistencias que, muchas veces, son incluso inconscientes.


De vuelta al despacho, en primer lugar me reuní con el alcalde de Siete Aguas, Santiago Mas, y los concejales de Urbanismo y Seguridad Vial, Teresa Hernández y José Antonio Sancho, respectivamente. Por nuestra parte, me acompañaban el director general de Medio Natural, Antoni Marzo, y el Director Territorial de nuestra Conselleria en la provincia de València, Javier Civera. En Siete Aguas hay una base aérea que se usa para extinción de incendios que, desde hace 15 años, tiene pendiente regularizar la ocupación de monte público. Hace poco más de un año reactivamos la tramitación del expediente y ayer revisamos la situación del mismo y los trámites que restan para poder garantizar que la actividad se realiza a partir de ahora de manera correcta y a satisfacción de todas las partes implicadas.


A continuación, con la consellera Elena Cebrián, y acompañado también por el director general de Medio Natural, Antoni Marzo, tuvimos un encuentro con representantes de diferentes grupos conservacionistas del sur de Alicante para tratar la declaración de la Sierra de Escalona como Paisaje Protegido. 


Con ellos iba también el secretario general de Podemos en Valencia, Antonio Estañ, que es de la zona y lleva mucho tiempo implicado en esa reivindicación. La preocupación de los representantes de la asociación "Amigos de la Sierra de Escalona" y de los "Vecinos de San Miguel Arcángel de San Miguel de Salinas" es que les garanticemos que la declaración de Sierra Escalona como Paisaje Protegido se hará antes de que finalice esta legislatura y que, en paralelo, comenzará la tramitación para declararla Parque Natural. Nos comprometimos a ambas cosas. De hecho, en cuanto al Paisaje Protegido, ya tenemos cerrado el periodo de alegaciones y, depende de lo que se alargue el trámite administrativo, la declaración podría realizarse alrededor del próximo verano. Una vez declarada esa protección, el espacio tendrá ya una normativa más clara y específica. En este sentido, nos trasladaron también el peligro que implican una serie de roturaciones que se podrían estar realizando de manera irregular en la zona destruyendo buena parte de sus valores naturales. Se han abierto diferentes expedientes al respecto y se han puesto sanciones. Nos comprometimos a ser estrictos en el cumplimiento de la Ley y a perseguir cualquier tipo de comportamiento inadecuado, compartiendo con ellos la información. 


Antes de comer, y también junto a Antoni Marzo, nos reunimos en mi despacho con el alcalde de Ayora, José Vicente Anaya, para revisar diferentes cuestiones relacionadas con su municipio y nuestras políticas forestales. Anaya nos planteó también la necesidad de buscar una solucion definitiva a la celebración de pruebas deportivas en zonas de montaña considerando las limitaciones que conlleva la declaración de emergencia por peligro de incendios. El año pasado alguna prueba se suspendió porque en situación de Alerta 3, que es la de máximo riesgo, no es posible realizar actividades de estas características en la montaña. Tenemos un par de meses por delante para, junto con el resto de departamentos de la Generalitat implicados en la cuestión, buscar una salida que facilite al máximo la celebración de estas pruebas deportivas sin poner en peligro ni el bosque ni, lo que es más importante, la seguridad de las personas. 
 
Una entrevista telefónica con la SER de Alicante sobre la gestión de los residuos en la provincia; la preparación de la reunión que este mediodía celebra el Consorcio Alicante-2; y una buena dosis de firmas y lectura de documentación redondeó la jornada.

sábado, 27 de enero de 2018

LA RED DE CÓMPLICES A FAVOR DE LA NATURALEZA CRECE CADA DÍA

El de ayer fue un día que comenzó un tanto "accidentado", al menos al principio, el resto fue mucho más normal. 
 
A las 8:30 de la mañana tenía una entrevista en CVRadio, en sus estudios, pero como inmediatamente después de la mía iba la del ex presidente de la Generalitat, Francisco Camps, y esta segunda entrevista se complicó bastante, al final dejamos la mía para el próximo lunes. 
 
Camps acaba de ser señalado por su ex-colaborador Ricardo Costa como el "Mr. X" de la financiación ilegal del PP valenciano. Y yo, que he sido periodista durante muchos años, entiendo que el valor de la actualidad informativa manda, y que ayer entrevistar a Camps era mucho más interesante que entrevistarme a mi. Lo entiendo. Y ya puestos, ahora que está más que ratificado que el PP se financió irregularmente, es decir, iba dopado a las campañas, yo le preguntaría a Camps cómo se paga eso. En el deporte, el equivalente a la financiación ilegal es el dopaje. En el deporte a aquellos a los que pillan dopados les obligan a devolver las medallas. Así pues, lo que tocaría ahora es que el PP comenzará a devolver los escaños... Y como eso es imposible, lo mínimo sería que todos aquellas y aquellos que, de una manera u otra, estuvieron en el lío, pidieran perdón y se fueran a su casa. No se trata sólo de que cuando se demuestran las responsabilidades penales abandonen su partido, sólo faltaría que no fuera así. Se trata de asumir, también, responsabilidades políticas y aquellos que durante años y años han estado viviendo del dinero robado, que han buscado excusas cuando el escándalo ya era un clamor, y que encima insultaban a quienes les acusaban en lugar de aclarar los trapos sucios de su casa, todos ellos deberían abandonar la política de inmediato. 

Hecho este preámbulo, vayamos a la jornada de ayer que se centró en tres cuestiones. 
 
A primera hora mantuve una reunión del consejo de dirección de la Secretaría Autonómica y ya hacia el mediodía, en la sede del Centro de Educación Ambiental de la Comunitat Valenciana, en Sagunto, participé en el acto de entrega de los Premios "Biodiversidad y Sociedad" que otorga nuestra Dirección General de Medio Natural. 

 
Se trata de reconocer la labor de diferentes agentes sociales que a lo largo del último año han hecho cosas destacadas y valiosas en la conservación de nuestros ecosistemas. 
 
Este año llegamos a la quinta edición de estos premios. Los que recibieron los galardones fueron: el Jardín Botánico de la Universidad de Valencia, en investigación aplicada a la conservación; 

 
el Ayuntamiento de Torrevieja, como consistorio ejemplar; 


el Simposio Internacional de Naturaleza y Fotografía de Villarreal, en difusión y comunicación; 


la Fundación Victoria Laporta, en custodia del territorio, 


y el Consorcio del Paisaje Protegido de la Desembocadura del río Millars, en acciones de conservación. 

  
Sólo un detalle que creo que merece la pena destacar, a nivel social, sobre la preocupación por los temas ligados a la conservación: cada año son más las entidades, asociaciones, iniciativas y ejemplos que llegan a nuestras mesas cuando nos planteamos la entrega de estos premios. La percepción es, claramente, que cada vez es mayor el ejército de gente que trabaja en iniciativas favorables a la sostenibilidad. Es una gran noticia. Lo es en general y, también, para nosotros que, como institución, necesitamos aliados en la calle que nos ayuden a hacer realidad nuestras políticas y nos marquen el camino a seguir. 

  
Por la tarde, me dediqué a cuestiones internas de mi partido ya que, en la sede de Compromís, celebramos Mesa de País de VerdsEquo.