martes, 25 de julio de 2017

"PROYECTO NUTRIA", EL RETO DE RECUPERAR UNA EMBLEMÁTICA ESPECIE EN PELIGRO

 
Hay proyectos que son verdaderamente alentadores y que muestran la mejor cara del trabajo que hacemos cada día. Ciertamente, aquí, acostumbro a explicar los mil líos en los que estamos metidos, y son mil o más de mil, pero también es cierto que hay temas que compensan los dolores de cabeza. 


Ayer, después de arrancar el día, repasando la agenda de la semana que tenemos por delante y las diferentes cuestiones a resolver, comenzamos la jornada con uno de esos temas "compensadores". Se trata del "Proyecto Nutria". Ayer por la mañana pusimos en marcha un proyecto compartido entre nuestra Conselleria, la Fundación Aguas de Valencia y la Fundación Limme. Un ejemplo de lo que siempre llamamos colaboración público-privada de la que nos sentimos muy orgullosos. 

 
El proyecto pretende conocer cómo están distribuidas las poblaciones de nutrias a lo largo del País Valenciano en relación a la mejora de la calidad de nuestros ríos y, a medida que se conozcan los resultados, proponer iniciativas y acciones de mejora. 
 
A partir de los años 60 del siglo pasado, las poblaciones de nutria se redujeron drásticamente por culpa de diferentes factores, mayoritariamente vinculados a la mala calidad del agua de nuestros ríos. En los últimos años ha habido una mejora pero precisamente en nuestra Comunidad, esa recuperación es mucho más lenta que en el resto del Estado. 

 
Los trabajos arrancarán el próximo mes de septiembre pero se alargarán hasta 2019. Se empezará por la captación de voluntarios, para campañas de formación y la búsqueda de ejemplares, y se organizarán exposiciones itinerantes. El proyecto contempla también diferentes publicaciones con los resultados obtenidos así como organizar jornadas específicas sobre la nutria. A partir de 2018, no sólo se harán trabajos en la Comunitat Valenciana, también se ampliará al sur de Cataluña y a las provincias de Teruel, Albacete y Cuenca. 
 
Tras la presentación del «Proyecto Nutria» tuve una serie de reuniones breves con los directores generales de Prevención de Incendios, Medio Natural y Calidad Ambiental para repasar el estado de ejecución presupuestaria de este ejercicio. En los tres casos, la ejecución del presupuesto ordinario está muy avanzada, con una media en torno al 70%. En el caso de Prevención y Medio Natural vamos más retrasados en la ejecución de inversiones relativas a programas europeos porque hemos tenido que revisar a fondo las prioridades que había marcado el PP, y, por tanto, tenemos todavía las principales órdenes en proceso de licitación. 
 
Terminada la revisión de los números, me reuní, junto con el director general de Medio Natural, Antoni Marzo, con Cristina Pastor y Miguel Crespo, de la Asociación Costa Blanca. Se trata de una entidad que agrupa a un amplio abanico de empresas relacionadas con actividades turísticas en el entorno de Benidorm. El motivo de la reunión era trasladarnos de viva voz lo que ya nos habían explicado por escrito: la existencia en la Isla de Benidorm de un negocio de restauración que, según han denunciado repetidamente, está en situación irregular ya que no hay constancia de que disponga de licencia municipal y está contaminando el entorno con vertidos ilegales. 

 
El negocio en cuestión se encuentra dentro del Parque Natural de Serra Gelada. Si ahora tuviera que abrir, la normativa del Parque no lo permitiría pero se trata de un establecimiento pre-existente. Les explicamos que no tenemos nada que decir respecto a las competencias municipales pero que, en todo lo que puedan ser afecciones medioambientales, llegaremos tan lejos como sea posible para erradicarlas. En estos momentos, tenemos un expediente abierto y si se confirman los vertidos ilegales adoptaremos las medidas que correspondan y ofreceremos toda la información a la Fiscalía de Medio Ambiente. 

Las primeras horas de la tarde las dediqué a trabajar sobre cuestiones diversas que tenemos entre manos y a las seis me desplacé hasta la sede de Compromís, en la Plaza del Pilar de Valencia, a una reunión de la Ejecutiva de VerdsEquo del País Valenciano.

viernes, 21 de julio de 2017

ADIÓS A LA CARRETERA QUE RUS QUERÍA HACER POR EL PARQUE NATURAL DEL TURIA

Hay temas y problemas que te persiguen. Que no dependen del todo de ti (esto ocurre en la mayoría de casos) y no hay manera de poner de acuerdo a los agentes implicados y encontrar una salida a la cuestión. La construcción de la variante de Pedralba es una de estas cuestiones. Ahora, tal vez, lo que toca decir es que «era» una de estas cuestiones. 
 
Pedralba, localidad de la comarca valenciana de La Serranía, necesita una variante a la carretera que atraviesa la localidad y llevan desde 1998 con estudios, proyectos y propuestas. Al final de la anterior legislatura, con el PP en el Consell, en el Ayuntamiento y en la Diputación de Valencia, se aprobó un proyecto que hacía pasar la nueva carretera por dentro del Parque Natural del río Turia. La propuesta tuvo fuerte contestación social. Nosotros, al llegar al gobierno en 2015, paramos el proyecto, que ya estaba muy avanzado, porque, como digo, afectaba significativamente al Parque Natural. 
 
El Ayuntamiento gobernado con mayoría absoluta por el PP se opuso a nuestra decisión y la Diputación, responsable de la obra, no la pudo sacar adelante. Ha pasado un año y medio de reuniones, encuentros y desencuentros. Incluso ha habido en todo este tiempo una proposición no de Ley de las Cortes reclamando un acuerdo. Ayer nos reunimos con la Diputación, representada por su responsable de carreteras Pablo Seguí, y los diferentes grupos municipales de Pedralba, con el alcalde Roberto Serigó al frente. 

 
El Ayuntamiento sigue lamentando que no se haga la carretera tal como estaba prevista, pero la Diputación se comprometió a licitar de inmediato el estudio de alternativas. Se trata de buscar una variante pero sin dañar el Parque. Podríamos decir, y por eso estoy contento, que la nueva variante de Pedralba ya ha empezado a caminar. Ciertamente tardará más en estar acabada que si hubiéramos seguido con el proyecto de los tiempos de Alfonso Rus al frente de la Diputación pero cuando esté terminada la obra habrá variante y tendremos un Parque Natural completo y sin afecciones que, a estas alturas de siglo XXI , son intolerables que se puedan hacer en un espacio protegido. 
 
Un Parque Natural no es lugar para una nueva carretera. La sensibilidad respecto a la protección del territorio crece. Hablamos siempre de sostenibilidad, de mantener la biodiversidad, de cambio climático... palabras que deben concretarse en hechos, en la acción política, y eso es lo que hicimos ayer. Ahora toca que, entre todos, nos esforcemos al máximo por recortar los plazos tanto como sea posible y que, mientras dura el proceso, expliquemos a la ciudadanía, empezando por la de Pedralba, lo que hacemos y cómo lo hacemos, especialmente si se cumplen los plazos. 
 
La de Pedralba fue una reunión larga y de allí fui a un encuentro que tenía con l'Unió de Llauradors y con la concejala de Agricultura y Ferias del Ayuntamiento de Meliana, Amparo Martí. 


Teníamos diferentes cuestiones a tratar y empezamos por la gestión de los residuos plásticos de uso agrícola. No tenemos ninguna normativa específica que regule el proceso de recogida y tratamiento de estos plásticos, ya sean restos de invernaderos o materiales de protección del sol. En muchos casos, estos residuos quedan abandonados. En Meliana los recogen desde el Ayuntamiento pero luego no tienen donde llevarlos y dejarlos en manos de empresas especializadas les cuesta dinero. En algunas comarcas de nuestro país, estos plásticos acaban en el ecoparques y hay comunidades autónomas, como la andaluza, que tienen desde hace años un sistema de recogida y gestión regulado. Nuestro compromiso fue que estudiaremos los ejemplos que haya y que buscaremos fórmulas provisionales para que quien, como Meliana, tenga voluntad de hacer una buena gestión no resulte penalizado. 
 
La reunión sirvió también para analizar la situación de la «Xylella fastidiosa» en Valencia, revisar las consecuencias medioambientales que se pueden dar y cómo hemos de colaborar de manera decidida para evitar la propagación de la plaga. La manera de incluir los olivos en la futura Ley del Patrimonio Arbóreo Monumental fue otro de los temas tratados. 
  
A continuación con el subsecretario de la Conselleria, Josep Moratal, y el gerente de la EPSAR, Enrique Lapuente, tratamos sobre diferentes expedientes de expropiaciones pendientes que hay que acelerar pero, ante la imposibilidad de contar en la reunión con el director general Agua, Manuel Aldeguer, que estaba en Alicante, decidimos volver a quedar para el martes de la próxima semana.

jueves, 20 de julio de 2017

COMIENZA LA RECUPERACIÓN DEL INCENDIO DE LA CALDERONA

Ayer fue un día que empezó y terminó con actividad de partido.

A primera hora de la mañana tuve que firmar unos documentos notariales de representación como apoderado de VerdsEquo del País Valenciano. Es lo que tiene el cargo de portavoz. se trata de un puesto de responsabilidad política pero, como el partido también necesita una cara y un nombre para las cuestiones burocráticas, de vez en cuando toca también este tipo de actividades.

A continuación, y con el tiempo justo, me fui a Segorbe, donde, bajo la presidencia de la consellera Elena Cebrián, tuvo lugar la primera reunión informativa post-incendio de la Sierra Calderona, el que se produjo a finales del pasado mes de junio. 
 
El fuego no se dio por extinguido oficialmente hasta el pasado martes y ahora ya hemos convocado la Mesa de Concertación para la próxima semana.

Ayer en Segorbe, junto con otros miembros del Gobierno de la Generalitat, tanto de nuestra Conselleria como de Presidencia, informamos a los alcaldes de las tres poblaciones afectadas (Gátova, Altura y Segorbe) sobre los datos oficiales del siniestro y sobre las medidas que vamos a poner en marcha para el proceso de recuperación de las zonas quemadas. 

En total fueron 1.100 hectáreas incendiadas: 67 en Gátova; 187 en Altura y 926 en Segorbe. El 94% de la superficie afectada por las llamas no es patrimonio de la Generalidad, una parte es propiedad municipal y la gran mayoría, privada. El 43% era zona arbolada y el 56%, zonas de matorral o campos de cultivo mayoritariamente abandonados. 
 
1.100 hectáreas quemadas son muchas pero el incendio era potencialmente mucho más peligroso de lo que al final resultó. Los constantes cambios de viento fueron el principal enemigo de las labores de extinción.

Los alcaldes expresaron su satisfacción por el trabajo de todos los efectivos en las tareas de extinción. Ahora toca el post-incendio. La consellera Cebrián anunció que el próximo jueves se celebrará la primera reunión de la Mesa de Concertación. Dirigida por la directora general de Prevención de Incendios, Delia Álvarez, la Mesa es la instancia en la que están representados todos los agentes sociales de la zona afectada, desde Ayuntamientos a agricultores pasando por clubes deportivos, entidades culturales y ecologistas. La Mesa diseña y coordina todos los trabajos de recuperación del espacio afectado. Las primeras acciones tendrán que ver con el arreglo de accesos, los trabajos para evitar la erosión y la reconstrucción de refugios para la fauna. Trabajarán brigadas del Parque Natural y de la propia Conselleria y se ha pedido, también, ayuda al Gobierno de España.

Los alcaldes, además de agradecer el buen trabajo realizado, pidieron también mayores inversiones en prevención, la llegada de trituradoras para evitar las quemas agrícolas y más atención al mundo rural.

De Segorbe regresé a Valencia para asistir al "Consellet" de todos los jueves, previo al Pleno del Consell de los viernes. El Pleno de esta semana será extraordinario porque hoy comienza también el "Seminario de Verano" y el Pleno del Consell se cerrará el fin de semana en Ademuz con carácter extraordinario. En el "Consellet", de nuestro departamento, además de un par de autorizaciones a la EPSAR sobre inversiones en plantas depuradoras, llevábamos una modificación en la composición del Patronato del CEAM. Por parte de Hacienda se trató el informe definitivo de control financiero de los contratos de emergencia que precisamente la EPSAR, en tiempos del PP, hizo para invertir en la EXPO de Zaragoza y en la Copa América. Un gasto que nada tiene que ver con las funciones de la EPSAR, una manera de hacer muy característica de los Gobierno del PP que tocará revisar a fondo para saber hasta dónde llegan las irregularidades y qué consecuencias pueden tener.

Para la siguiente cita de mi agenda no tuve que desplazarme ni 50 metros, porque fui del Palau de Fuentehermosa, que es donde cada jueves se reúne el "Consellet", al de la Generalitat. Allí, convocado por Presidencia, me reuní con el director general de Seguridad y Atención a las Emergencias, José María Ángel, que me presentó un primer esbozo de un proyecto para mejorar los accesos en los bosques de los Parques Naturales y poder así ser más efectivos en la lucha contra futuros incendios forestales. 


José María Ángel y yo tenemos frecuentes reuniones ya que nuestras competencias, prevención, en mi caso, y extinción, en el suyo, van muy ligadas. En los próximos días comenzaremos a trabajar en un documento que apunte dónde y de qué manera se pueden hacer estos trabajos de mejora de caminos y discontinuidades que ayuden a luchar contra los incendios cuando todavía son controlables. Desde Medio Ambiente siempre hemos defendido la necesidad de ampliar y mejorar las discontinuidades forestales que tienen que ver con una ordenación planificada y no con el discurso fácil de "los bosques están sucios".

La tarde la tuve ocupada con una reunión de la Ejecutiva de VerdsEquo. Lo que decía, acabé el día donde lo empecé.

miércoles, 19 de julio de 2017

TURISMO Y MEDIO AMBIENTE EN LAS PLAYAS DE GANDIA

La primera reunión de ayer miércoles la tuve con la dirección y la subdirección general de Calidad Ambiental y Cambio Climático para tratar sobre temas de personal. Este departamento está especialmente mal en cuanto a necesidad de plazas a cubrir y fue probablemente donde más mella hicieron los recortes del PP cuando comenzó la crisis. En estos momentos, las dificultades que tenemos para gestionar en tiempo y forma las autorizaciones ambientales integradas necesarias para hacer muchas inversiones industriales están dificultando la implantación de nuevos negocios o algunas ampliaciones de los ya existentes. 
 
A continuación, con un poco de retraso, junto con los directores generales de Medio Natural y de Agua, Antoni Marzo y Manuel Aldeguer, estuve en mi despacho con la alcaldesa de Gandía, Diana Morant; el concejal de Gestión Responsable del Territorio, Xavier Ródenas, y el técnico municipal de Agua, Vicent Sarrió. Nos presentaron el proyecto que el municipio tiene para mejor el ciclo integral del agua. Se trata de una serie de depósitos, que tienen decidido llevar a cabo, para evitar que en la desembocadura del Serpis, en la parte de la playa de Venecia, se vuelvan a repetir como todos los veranos episodios de inundaciones o vertidos de aguas negras que obligan a cerrar la zona al baño. El problema es medioambiental pero también tiene un impacto turístico muy importante. Y ambas cuestiones ocupan y preocupan al Ayuntamiento. El acuerdo fue que estudiaríamos el proyecto por ver de qué manera podríamos colaborar con la inversión prevista. 

  
También nos hablaron de un posible proyecto Life de restauración de la zona que, a medio plazo, permitiría la llegada de fondos europeos. En estas cuestiones, la colaboración interinstitucional es fundamental. Y desde la Conselleria, toda nuestra experiencia en estos temas, que no es poca, la pondremos a disposición del Ayuntamiento de Gandía. 
 
Volviendo al tema de arranque de este diario, al mediodía estuve con el secretario autonómico de Presidencia, Andreu Ferrer, para tratar una cuestión que teníamos pendiente sobre dotación de personal inspector en Calidad Ambiental y las dificultades que provoca la falta de este personal a la hora de facilitar determinadas inversiones. También tratamos, ya que para mañana hay convocada una concentración de los trabajadores de VAERSA en Presidencia, sobre la necesidad de mejorar la estabilidad laboral en dicha empresa pública. La existencia de encomiendas recurrentes hace que muchos trabajadores de VAERSA, a pesar de los muchos años de trabajo en la empresa, no estén en su relación de puestos de trabajo. La necesidad de buscar fórmulas para resolver esto, acercando la empresa a la administración, es una debate abierto que en la Conselleria llevamos mucho tiempo trabajando. En diferentes ocasiones hemos expresado la conveniencia de ir hacia fórmulas que vayan más allá de la consideración de la empresa como mercantil, que es el caso actual, y se acerque al modelo de una entidad de derecho público. La Generalitat está en proceso de regularizar la situación general de sus empresas y entes vinculados (poner orden en el caos que organizó el PP) y en dentro de ese marco se pretende resolver el paquete entero. 
 
Después de comer, aproveché para estudiar y preparar diferentes temas en marcha, contestar un puñado de llamadas telefónicas pendientes y ponerme al día en el apartado de firmas. 
 
A continuación fui a los estudios de Tele 7 donde me entrevistaron sobre prevención de incendios. Sobre las novedades de la campaña de este año, los planes en marcha y las previsiones para lo que queda de verano. Me preguntaron qué balance se podía hacer del mes y medio transcurrido desde el inicio de campaña. No quise hacer calificación alguna. Hemos tenido un gran incendio y todos los equipos están esforzándose para que sea el último del verano. Lo que sí dije es que estoy satisfecho del trabajo que se está haciendo, que se mejora y que el personal de vigilancia, prevención, estudios y extinción, todos están poniendo de su parte, para procurar que no haya más siniestros. 


La jornada la terminé en mi despacho en una reunión con el gerente de la EPSAR, Enrique Lapuente, y otros técnicos para analizar la marcha de las conversaciones con la Diputación de València sobre el convenio de las 59 depuradoras de titularidad de la Generalitat que gestiona EGEVASA , la empresa mixta de la corporación provincial y Aguas de Valencia. La complejidad jurídica de la situación que dejó el PP y la necesidad de dar el mejor servicio posible al ciudadano nos obligan a buscar el punto de equilibrio óptimo de cara al futuro.

viernes, 14 de julio de 2017

EL AGUA DE NUESTRAS PLAYAS ESTÁ MUY CONTROLADA Y LIMPIA

Foto: Michael Cohen

Ayer terminamos la semana con la habitual reunión de dirección de los viernes. Ayer, además de los directores generales también estuvieron el director de VAERSA, Vicent García, y el gerente de la EPSAR, Enrique Lapuente.

Con ellos repasamos los temas más urgentes, cuestiones de personal y de encomiendas en el caso de VAERSA y obras pendientes en el caso de EPSAR.

Después con los directores generales acabamos de preparar el listado de objetivos de nuestra Secretaría Autonómica de cara al Seminario del Consell que a finales de mes se hará en Ademuz. 


A continuación tuve una reunión con técnicos de la dirección general del Agua para tratar los protocolos que seguimos sobre el control de la calidad del agua en las playas valencianas.

Hace tres días se tuvo que cerrar la playa del Norte de Peñíscola por contaminación fecal. Ayer de mañana también hice diferentes entrevistas con medios de comunicación que, a resultas de la noticia de Peñíscola, querían tratar el tema.

En el País Valenciano hay un total de 216 puntos de baño marítimos, para entendernos, 216 playas (49 en Castellón, 59 en Valencia y 108 en Alicante). Desde la dirección general del Agua se hace un control ordinario semanal de cada punto de baño, esto va a laboratorio y, de allí, vuelve a nosotros y se envían los resultados a los Ayuntamientos. 


El análisis se orienta a la presencia de bacterias intestinales como la E.Coli y enterococos. Se trata de contaminación fecal. No son vertidos tóxicos ni nada parecido que ya entrarían en un nivel de mayor peligrosidad y que rebasa este control ordinario.

Las situaciones de necesidad de cerrar alguna playa por esta contaminación fecal son muy extrañas. A lo largo de todo el verano, no suelen darse más allá de 8 ó 10 casos que, como en el de Peñíscola, al día siguiente, cuando se vuelven a tomar muestras, suelen haberse recuperado los valores correctos. Si tenemos en cuenta que estamos hablando de 216 puntos de baños y de 45 días de control, los problemas están en el 0'01% de los casos. 


A lo largo de la jornada, trabajamos también en la incorporación de propuestas en diferentes programas de impulso medioambiental del Gobierno de España (planes PIMA) y en la preparación de una resolución urgente en espera de que esté definitivamente tramitada la Orden de Vedas de Caza ya que el plazo de permisos arrancaba este fin de semana y no estaba a punto la normativa. En ambos casos, los tiempos se nos echaban encima.

Antes de dejar el despacho, y hablando de que el tiempo se nos echa encima, me sumergí durante más de una hora en el ordenador para desbloquear un listado largo de firmas pendientes en documentos de lo más diversos. Me tomo lunes y martes para gestiones personales en Barcelona. El móvil hará de despacho rodante.